Skip to content

Friday

23 junio, 2011

Rebecca a las 7 de la mañana

Propicias noches,

Hace tiempo que no actualizo, lo sé. Y siempre digo que intentaré actualizar más de seguido, pero luego se queda todo en promesas rotas. Esta vez, además, no tengo una excusa en condiciones, así que es todo culpa lo que me toca. Pero bueno, al menos he vuelto, como Terminator dijo que haría.

En fin, voy al tema: como ya he anunciado, la protagonista de El Planeta de mi Verdad va a ser la polémica Rebecca Black, a la que, vayan afilando sus lanzas y espadas para empezar su ataque contra mi persona, voy a defender. Sí, habéis leído bien, defender. Y lo haré de la siguiente manera, estas son las 10 razones que delatan que Rebecca Black lo parte:

  1. No sé si alguien de vosotros conoce el origen del videoclip, pero ya estoy yo aquí para aclarároslo. Resulta que los padres de Rebecca, que deben ser gente de pasta, quisieron que su hija grabara un videoclip, como regalo de cumpleaños, que era algo que ella siempre había querido hacer. ¿Es o no es de los regalos más originales que hayáis visto jamás? Si no es así, que baje Murphy y lo vea. Y como regalo de cumpleaños, no se merece que sea chafado por nadie.
  2. Rebecca Black nunca ha perdido la compostura frente a todas las críticas que le han hecho. Como diría el párroco de cualquier barrio, hay que poner la otra mejilla. Muchos cantantes, que no cantan mucho mejor que ella (si es que de verdad cantan mejor que ella) y gozan de prestigio con música de calidad similar, se lo creen y empiezan a faltar al respeto a gente creyéndose superior que los demás. Rebecca, por contra, afronta con alegría el alubión de abucheos y críticas que le han llegado desde que apareció el video en cuestión.
  3. La cantante no ha generado algo que a mí, personalmente, me irrita mucho: el fenómeno fan. Esto es una opinión personal así que puede que este punto no cuente para vosotros, pero la verdad es que odio el fenómeno fan. Miles de niñas, gritando como unas histéricas, como si se acabase el mundo. Argh, es una cosa que me pone de los nervios, las espabilaba yo a todas a base de bofetones. Y luego las habrá que se atreven a llamar friki a gente que le gusta Star Wars o cosas por el estilo. Háyase visto, valiente mierda de niñas. El día que me ponga a gritar como un energúmeno cuando vea a George Lucas y su prominente papada por ahí, que me digan algo, hasta entonces, la friki eres tú, niñata.
  4. La tía es una cachonda (en el sentido de que es graciosa). En un twit, le preguntaron si no se consideraba la Justin Bieber chica, a lo que respondió si Justin Bieber no era ya la Justin Bieber chica. Eso se merece un aplauso. En mi mente, cuando leí esto, se reprodujo la escena de 8 Millas, cuando los raperos empiezan a descojonarse ante el corte monumental que le acaba de pegar uno a otro, en plan “¡Esa ha sido buena, hermano!”. Luego si investigas un poco más te encuentras con que aparece diciendo que le encantaría hacer un dueto con Justin Bieber. La verdad es que es una cagada, después de haberle dejado mal, pero la frase de su twitter es insuperable.
  5. La tía es una cachonda de la leche. ¿Habéis visto el último video de Kate Perry? Bueno, pues ahí sale, dándolo todo con otra tía que me cae muy bien (aunque no me guste su música), porque le da un poquito igual todo lo que digan de ella. Un video divertido (♪ fun fun fun fun♪) que podéis ver si no tenéis otra cosa que hacer:
    http://www.youtube.com/watch?v=KlyXNRrsk4A
  6. La tía es una cachonda de campeonato. Rebecca SABE que su canción es un truño. Es más, si investigáis, encontraréis un video en el que habla de su propio videoclip, defendiendo mensajes escondidos: el valor simbólico y metafórico que la letra de la canción tiene para con distintos aspectos de la vida. Vedlo, eso sí, está en inglés (quizás, y si alguien me lo pide amablemente, lo subtitule):
    http://www.youtube.com/watch?v=6DYi8fmLYSQ
  7. Su amiga Benni Cinkle, una de las que va en el asiento de atrás del coche mientras baila, de la que se han burlado muuuuucho, ha hecho más o menos lo que Rebecca, pasar de todas las mofas. Pero va más allá; hay un paso del baile del que se han burlado especialmente (el del acordeón), y basado en ése hizo un baile, y un video, con el que querían reunir fondos para los damnificados por el desastre en Japón. Vamos, que parecen un grupo de amigas con bastante buen rollo, buena gente.
  8. Su canción Friday, es una canción desenfadada que no hace apología de la violencia, el machismo o las drogas. Algo que estamos acostumbrados a ver en la reggae-mierda. Podría escribir 14 millones de entradas desprestigiando al Reggaeton, de lo poco que me gusta, y de las pedazo de mierdas que se atreven a sacar, pero me tengo que reducir a este espacio. Diré que la gente que se atreve a decir que “Friday es la peor canción de la historia” debería analizar de forma igual de crítica toda la industria reguetoniana. Y no sólo eso, recordemos exitazos que han triunfado de forma vergonzosamente asombrosa como “Un limón y medio limón” o el aserejé. Seamos justos, señores.
  9. Es una canción asquerosamente pegadiza, que se te mete en el cerebro y le cuesta salir; incluso me he sorprendido a mí mismo tatareándola. Creo que dentro de diez años estaré contando esto en un grupo de terapia colectiva reconociendo tal trauma: -Hola, me llamo Óscar, y he llegado a cantar Friday de R. Black (Todos: -Hola, Óscar). En fin, lo que esto quiere decir que, muy a nuestro pesar, es una canción con la que alguna parte de nuestro subconsciente disfruta.
  10. No ha sido una bajada de pantalones y una vendida de la industria discográfica, como ha ocurrido con Disgusting Bieber, que ha arrasado en los premios MTV. No quiero decir que Rebecca también se merezca esos galardones, sino que ambos estilos musicales son muy similares, y desde mi punto de vista, ninguno de los dos se merecen esos premios. Sin embargo, parece que Justin es la actual gallina de los huevos de oro, aunque también sea un futuro juguete roto. Rebecca no genera tanto dinero y, disponiendo del mismo talento musical, uno tiene grandes ganancias y un ejército de fans que le defiende, mientras que la otra no tiene nada. Eso sí, ambos reciben críticas más o menos justificadas.

Resumiendo, Rebecca es sólo una chica que intenta cumplir un sueño. De una manera creativa, haciendo música, y con optimismo. No creo que merezca todo lo que se le ha venido encima. Eso sí, chapó por seguir siendo igual de natural.

Ahora os toca a vosotros condenarme al infierno de los blogueros, y rebatir lo que yo he dicho. Hagamos lo siguiente, si me dais (entre todos los que comentáis) el mismo número de razones válidas que yo he dado, es decir, diez, quizás me hagáis cambiar de opinión al respecto. Hasta entonces, seré un férreo defensor de Rebecca Black y su obra. Sin más…

 

Namaste y buena suerte

Anuncios
7 comentarios leave one →
  1. Sori Pastor permalink
    23 junio, 2011 12:08

    Bueno, a mí ni la canción ni la chica me gustan, pero vale; admito que algo así no lo hace cualquiera, y que tus padres te regalen hacer un videoclip no es de desperdiciar.
    Totalmente de acuerdo en lo que respecta al fenómeno fan. Yo, ni aun en un concierto de Billy Talent, me pondría histérica. La emoción se controla, señores. Lo mesmo respecto al regaeton y canciones tipo “aserejé”, si es que a eso se le puede llamar música. Sin embargo, hay gente para todo y para gustos se hicieron los colores, así que con no escuchar ese tipo de música ya está. Y por último, yo perdí la fe en el ser humano (bueno, ya estaba perdidda, pero da igual) cuando me enteré de que Disgusting Bieber había ganado los premios MTV. Está claro que lo que mueve el mundo actual es el dinero…
    En fi, no te discutiré ideas sobre Rebeca Black (me suena a Harry Potter xDDDD), porque es algo de lo que paso mucho. Como todo xD

  2. 23 junio, 2011 13:46

    Yo pensé que había perdido la fe en el ser humano, pero tengo que reconocer que si te esfuerzas utilizando una herramienta tan útil como internet, aparecen verdaderos artistas. Cantantes y músicos que no disfrutan de la fama, sino que se graban con sus webcams para subir de forma gratuita su trabajo a Youtube, sólo para compartir arte, para que la gente lo disfrute. Eso sí, la industria está intoxicada y no se preocupa por si algo merece o no merece la pena, sino que se centra en generar pasta y pasta, como si de un restaurante italiano se tratase.

    No había reparado en que Rebecca puede que sea la hija secreta de Sirius.

  3. 23 junio, 2011 14:33

    Hola.
    Sí, obviamente esos 10 “mandamientos” tienen toda la razón, pero también depende de qué opinión. Por ejemplo, vale que a Bieber no lo trague ni Cristo, pero tendrás que reconocerme que no tiene mala voz (aunque sea de niño) y que sus canciones están algo más… “””elaboradas”””, y añádele que baila muy bien. Es el carácter de sobrado y etc lo que suele molestar a la gente.
    Digo lo de opiniones porque, por ejemplo, aunque fuese el sueño de mi vida, tendría que ser consciente de que lo que estoy haciendo es una completa hez, así que que me digas que se toma las críticas con naturalidad me parece más que razonable tratándose de lo que es su videoclip (lo irracional por su parte sería defender tal truño).
    En resumen, yo creo que ella es consciente de que su canción no es la octava maravilla del mundo, también que las hay mucho peores, pero en lo referente a ella, es cutrecilla. Y aún así consiguió muuuucha fama y probablemente lo del videoclip con Perry no sea lo último que haga. Así que por mi parte lástima por ella ninguna, que aunque sea de “mala” forma, al final consiguió ser famosa (Lo que probablemente haya sido el objetivo de todo ésto, llámame superficial y capitalista (?)).

  4. 23 junio, 2011 22:06

    Lo primero, cuidaico con lo que se dice el señor sirius black. Lo segundo el tio ese de la guitarra es español no se si lo sabias, y es un crack tiene versionazas, lo tercero sabes a ciencia cierta que si vemos algun dia a la papada de jorge lucas chillariamos como perras en celo, lo cuarto los premios MTV?????? tenias esperanzas o que, si nada mas que echan lo de los tios que registran habitaciones, lo de tunear los coches al estilo chulo y poco mas, me acuerdo de cuando ponian musica, bueno y la rebeca esta me la trae floja la conozco xk eres un brasas y me pusiste el video y la verdad es que la chica es graciosa pero para un rato

  5. Alberto permalink
    28 septiembre, 2011 23:42

    jajaja me parto contigo Óscar!! no lo he terminado de leer porque me has dejado boquiabierto con tu violencia desmedida hacia las pobres niñas que se emocionan con sus ídolos!! Menos mal que no estabas a mi lado cuando empezó el concierto del Boss en Barakaldo con Radio Nowhere…jejeje

    pd: un abrazo. Se te hecha de menos por aquí!!!!!

    • 29 septiembre, 2011 15:12

      A ver, una cosa es ir a un concierto y gritar dándolo todo y otra muy distinta es perder la total compostura y dignidad al comportarse de esa manera. Que no es solo en los conciertos. Si viste cuando fue Bieber al Hormiguero flipas, cada vez que hacía el gestito ese de colocarse el flequillo, una onda sónica estridente en forma de gritos de hordas de quinceañeras te sacudían los tímpanos. Horrible.
      No es violencia desmedida, es rabia. Pero vamos, que a mí me da igual lo que hagan. Cuantísimas chicas dentro de, por decir una cifra, 6 años se encuentre con el error de, por ejemplo, haberse tatuado el nombre de Justin Bieber en su piel (sí, hay casos de eso).

      Yo también os echo de menos, un abrazo para todos!
      Gracias por comentar (y termina de leerlo anda, ya sé que no es la biografía de Rossi, pero haz un esfuerzo)

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: